viernes, 26 de julio de 2019

(C.1.1:1) Sobre la mente y el espíritu

Dejo constancia de una modificación que se incluyó en la 2ª edición de UCDM en español, mejorando la traducción, y aprovecho para comentar un poco.

1ª edición:

El término mente se utiliza para representar el principio activo del espíritu, el cual le suministra a éste su energía creativa. (C.1.1:1)

2ª edición:

El término mente se utiliza para representar el principio activo del espíritu, el cual le suministra a la mente su energía creadora. (C.1.1:1)

En inglés:

The term mind is used to represent the activating agent of spirit, supplying its creative energy. (C.1.1:1)

Otra posible traducción podría ser:

El término mente se utiliza para representar el agente activador del espíritu, el cual le suministra a la mente su energía creadora. (C.1.1:1)

Comentario: En la siguiente frase se dice que cuando el término va en mayúscula (Mente) es porque se refiere a la Mente de Dios o la Mente de Cristo. Kenneth Wapnick comenta estas dos primeras frases de este párrafo, en su obra «Journey Through the Manual of A Course in Miracles», diciéndonos que en esta parte del Curso, la Clarificación de Términos, Jesús se expresa de un modo más libre y fluido que en otras partes del Curso, por lo que debemos estar atentos al contenido o significado del mensaje, no a la forma o las palabras en sí. Como ejemplo, nos dice Ken que aquí Jesús parece establecer una diferenciación entre los términos "mente" y "espíritu", pues describe a la mente como el agente activador del espíritu, pero matiza Ken que evidentemente esto no es así en el Cielo, donde somos mente y espíritu, siendo ambos términos sinónimos en ese nivel.

Ken nos pone como ejemplo ilustrador una fuente de agua: el artefacto en sí del que sale el agua sería la mente, mientras que el espíritu sería el agua que fluye del artefacto (la energía creadora, la sustancia).

Finalmente, Ken reitera lo que da a entender la segunda frase de ese párrafo: que cuando el término mente se escribe en minúscula se refiere casi siempre a la mente dividida, mientras que cuando se escribe en mayúscula se refiere siempre a la Mente de Dios o a la Mente de Cristo, la cual es, dice Ken, el equivalente del término espíritu.

Por otro lado, en esta sección de la Clarificación, Ken nos invita a notar la enorme flexibilidad del Curso cuando usa las palabras. Por ejemplo, en esta misma sección, en C.1.1:3-4 se utiliza el término espíritu para referirse a nuestro verdadero Ser, mientras que en los dos párrafos siguientes, en C.1.2:4 y C.1.3:1, se utiliza la palabra espíritu para referirse a la mentalidad correcta, en contraposición a la mentalidad errónea, que ahí es llamada "ego" (C.1.2:4) y "la otra (parte)" (C.1.3:1).

En definitiva, podemos decir que a nivel del Cielo los términos Mente y espíritu son sinónimos, pues todo es Uno, mientras que a nivel de la percepción es útil la distinción entre la mente y el espíritu, siendo la mente el agente activador por medio del cual se expresa el espíritu. 

2 comentarios:

Aquí mismo en el blog puedes dejar tus comentarios, impresiones, informaciones o lo que te surja compartir que esté relacionado con el tema.

Pero si lo que buscas es conversación o feedback sobre alguna cuestión en concreto, puedes probar a compartir tus ideas e inquietudes en el foro 'Concordia y Plenitud':

http://concordiayplenitud.foroactivo.com/

En el foro puede registrarse y participar cualquiera que esté interesado en estos temas.

☼☼☼